Consejos para acertar eligiendo un seguro

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on email

Ya sea de salud, de vida o de hogar, contratar un seguro requiere tener en cuenta muchos aspectos de nuestras vidas para elegir el que más se adapte a lo que necesitamos. Por ello existen una serie de consejos que nos ayudan a tomar una decisión acertada.

Sin embargo, a la hora de decantarnos por uno, es muy común que nos asalten cientos de dudas: ¿Es obligatorio contar con un seguro de vida? ¿Y de hogar? ¿Qué coberturas tiene cada uno? ¿Merece la pena contratar un seguro de decesos? ¿Qué ventajas podría obtener con un seguro médico? ¿Mi seguro de coche me cubre en el extranjero?

Sobre estos y otros aspectos relacionados con el mundo de los seguros -sus coberturas más y menos frecuentes o los datos más curiosos y desconocidos tanto para asegurados como para beneficiarios-trató el segundo encuentro digital del ciclo «Finanzas fáciles para la vida doméstica», donde el experto Ramón Satorra, director comercial de la Territorial Este de Banco Sabadell, puso sobre la mesa las principales claves para comprender las ventajas de cada tipo de seguro y tomar, así, las mejores decisiones a la hora de contratarlos.

Presentado por Toni Cabot, director del Club INFORMACIÓN, el evento se estructuró en torno a cinco de los principales seguros existentes: vida, salud, hogar, auto y decesos. No obstante, en primer lugar, Ramón Satorra quiso subrayar que, sea cual sea el seguro que se vaya a contratar, es importante que estas gestiones «se hagan de la mano de un asesor que nos recomiende qué es lo que más nos conviene, ya que el catálogo de coberturas es inmenso».

Seguro de vida

Antes de entrar en materia sobre seguros de vida, el experto de Banco Sabadell los definió como «un contrato por el cual, mediante el pago de un recibo periódico, la compañía aseguradora garantiza el ingreso de una cantidad determinada a unos beneficiarios designados en caso de fallecimiento del asegurado».

Pero, ¿por qué tiene tanta relevancia y es tan recomendable contar con un seguro de vida? Satorra explicó que, con el importe que se recibe del cobro de un seguro de vida, garantizamos que la unidad familiar -mientras recompone su situación personal y económica- pueda seguir adelante con una vida más o menos similar a la de antes del fallecimiento de uno de los miembros que aportaba ingresos, preservando el ahorro y el patrimonio. «Esa cantidad puede ayudar a sobrellevar una situación de menos ingresos, por ejemplo, en el caso de que haya deudas e hipotecas», afirmaba.

Para contratar un seguro de vida tan solo es necesario realizar un cuestionario de salud básico al asegurado, y en cuanto a tener más de uno, Satorra insistió en que «una persona puede asegurar su vida por el importe que quiera y tantas veces como quiera, mientras haya compañías aseguradoras que lo acepten. Por lo que se pueden tener varios seguros y, por tanto, cobrar varios».

En cuanto a las coberturas, Satorra aclaraba que hay de todo tipo y muy concretas, «por ejemplo desde Sabadell tenemos un seguro de vida para mujeres que cubre riesgos específicos y que tiene unas coberturas especiales en caso de enfermedades graves como cáncer de mama o cáncer de útero. Después del diagnóstico, este seguro anticipa hasta 70.000 euros para tratamientos médicos y otras cuestiones que necesite la asegurada».

Hablando de unidades familiares, el experto advertía que hay «otros riesgos tan graves como el fallecimiento de uno de sus miembros». Una de las coberturas que se puede añadir al seguro de vida, por ejemplo es la invalidez permanente absoluta, incluso por más capital que el fallecimiento.

Además, durante el encuentro detalló que, al firmar una hipoteca, es conveniente contratar un seguro de vida en el que se nombre como beneficiario, en caso de fallecimiento, al banco que ha prestado el dinero. «De manera que si fallece el asegurado, la compañía pagará la deuda hipotecaria y la familia podrá seguir residiendo, sin deuda, en esa vivienda».

Cuatro ideas a tener en cuenta antes de firmar un seguro de vida

El experto Ramón Satorra lanzó, durante el foro, cuatro recomendaciones básicas a la hora de contratar un seguro de vida:

1) Conocer, correctamente, la situación económica y familiar del asegurado.

2) Decidir qué coberturas va a tener este seguro de vida.

3) Definir cuál es la cuantía que va a pagar la compañía en caso de siniestro o fallecimiento del asegurado. Tal y como explicó Ramón Satorra, cuando un miembro de la familia que aporta ingresos fallece, volver a la normalidad económica puede tardar entre 3 y 5 años. Por ello, el importe por el que es recomendable asegurar la vida debe ser entre 3 y 5 veces su salario anual.

4) Determinar quiénes van a ser los beneficiarios en caso de fallecimiento del asegurado.

Seguro de salud

Tal y como lo definió Ramón Satorra, un seguro de salud es «un contrato de asistencia sanitaria que cubre la prestación de gastos médicos y hospitalarios si el asegurado enferma o tiene un accidente». En definitiva, es una forma de tener una tranquilidad si caemos enfermos.

El experto indicaba que los seguros de salud aportan coberturas -sobre todo relacionadas con el confort del enfermo- que el sistema sanitario no ofrece. «Eso sí, los servicios médicos que se perciben a través de un seguro médico privado son perfectamente equiparables a la sanidad pública española, que es de altísimo nivel».

¿Para qué puede ser útil tener este tipo de seguros, entonces? Para evitar largas listas de espera, tener servicio de urgencias 24h, contar con tratamientos en casa si no es necesario el ingreso hospitalario, para la elección de médico y hospital, tener una segunda opinión médica (incluso internacional), planes de prevención, consultas digitales y videoconsultas… Servicios adicionales que aportan, sobre todo, comodidad.

«El único límite o impedimento en este caso es la edad. A partir de los 70-75 años contratar un seguro de vida privado sería demasiado costoso y no saldría rentable», concluía el dirigente de Banco Sabadell.

Un seguro médico que marca la diferencia

Los seguros médicos que ofrecen las compañías son muy similares, por tanto la clave es repasar las condiciones para conocer las coberturas. El de Banco Sabadell es junto con Sanitas. Tal y como explicó Ramón Satorra, este seguro marca la diferencia porque cuenta con las siguientes características:

• Es vitalicio a partir del tercer año de vigencia. La compañía no va a cancelar el seguro nunca, ni aunque tengas más de 70-75 años.

 Cobra la misma prima para personas de la misma edad con la misma condición física, no se incorporan parámetros adicionales.

• Es un seguro sin recargo por uso.

 Además de acudir al cuadro médico de la compañía incluye otros médicos, siendo la cobertura de hasta un 80% del coste, incluso si el tratamiento es en el extranjero.

Seguro de hogar

Un seguro de hogar es aquel que protege de los riesgos o incidentes que pueda sufrir una vivienda, no importa si se es propietario o inquilino. Como explicaba Ramón Satorra, «cubre el continente, es decir, la estructura de la vivienda; el contenido, lo que hay dentro; y tiene un apartado específico de declaración de valor de joyas, por lo que también están cubiertas hasta unos límites».

Este tipo de seguro responde por los siniestros que hayan sido provocados accidentalmente por los asegurados (incendios fortuitos, escapes de agua por un grifo abierto…) y también da cobertura de responsabilidad civil, (si cae un elemento de un balcón y hace daño a alguien…); además de cubrir la reclamación de daños en nuestra vivienda provocados por un tercero.

Algo muy importante y que no se suele tener en cuenta es que «el seguro de hogar puede quedar limitado o invalidado si la conservación y el mantenimiento del elemento que ha provocado el siniestro era incorrecta», tal y como informó el experto de Banco Sabadell.

En cuanto a los siniestros más habituales que cubre el seguro de hogar, estos son: robos o intento de robo, daños eléctricos, rotura de cristales o paneles solares, daños por fenómenos atmosféricos y daños por agua. Además, si cualquiera de los siniestros produce daños estéticos, también se cubren.

Satorra desarrolló durante el foro tres consideraciones a tener en cuenta a la hora de elegir un seguros de daños, como el de hogar: el coste del seguro, qué coberturas tiene y la rapidez para solventar el problema. «Lo más relevante del seguro de hogar que ofrece Banco Sabadell es el servicio inmediato en caso de siniestro. En el momento en que se comunica el incidente, tardamos 24h en enviar a un técnico, si no es algo urgente. Si es de urgencia, en menos de 3h tendrás en tu hogar a una persona para reparar el siniestro. Además, todas las reparaciones tienen una garantía de hasta 6 meses».

Seguro de auto

«Se trata de un seguro obligatorio, pero eso no quiere decir que contratarlo sea un puro trámite», sentenciaba Ramón Satorra al hablar sobre los seguros de coche. «Este seguro cubre nuestra responsabilidad al mando del vehículo, así como los daños materiales y personales a terceros, por lo que hay que revisarlo muy bien antes de contratarlo».

Lo que diferencia a unos de otros es la prima, a mayor cuota, mayor cobertura. «El seguro de auto más barato no responderá ante todos los imprevistos. Un buen seguro tiene que tener ciertas coberturas, por ejemplo, el de Banco Sabadell tiene asistencia en carretera en toda Europa y asistencia en viaje en todo el mundo».

Además, existen bonificaciones por no siniestralidad -o lo que es lo mismo, por ser «buen conductor»- que alcanzan hasta el 55% de la prima. «Lo habitual es que un conductor sin siniestros declarados en un periodo de 4-5 años pueda tener ventajas muy interesantes», subrayó Satorra.

Seguro de decesos

Sin duda, se trata de uno de los más extendidos durante generaciones en nuestro país. «El seguro de decesos cubre los costes del servicio funerario al fallecimiento del asegurado, así de sencillo», explicaba el experto durante el encuentro. «Tiene algunas coberturas adicionales que pueden ser muy interesantes, pero sobre todo destacaría algo fundamental, y es que incluye asistencia psicológica para los familiares en esos momentos de duelo». La principal ventaja es que la compañía se encarga de todo en un momento en el que la familia, lo que menos quiere, es embarcarse en un mundo de trámites.

Este encuentro es uno más del ciclo de foros «Finanzas fáciles para la economía doméstica» que organiza INFORMACIÓN y Banco Sabadell con el objetivo de actualizar los conocimientos de la población acerca de finanzas. Unas charlas didácticas, amenas y muy útiles para aplicar en la economía del hogar. El próximo 7 de octubre será el momento de hablar sobre «Cómo invertir nuestros ahorros».

 

Fuente: www.informacion.es

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on email

No Comment

Deja tu opinión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.